Una cerveza al día… … mantiene al doctor en la lejanía

7Oct/114

Great Divide Yeti Imperial Stout

La_foto

Great Divide Yeti Imperial Stout - http://www.ratebeer.com/beer/great-divide-yeti-imperial-stout/25082/

La primera de las dos botellas de 65cl que me traje desde California es esta especie de diosa del ébano hecha cerveza 😀 de los amigos de Great Divide. Presentada con una cuidada etiqueta como acostumbran, esta estadounidense era negra y opaca, incluso a transluz, y tenía una espectacular espuma marrón, cremosa y duradera como pocas he visto. Una moneda flotaría sobre la capa que se formó :-).

Al abrirla, salió un montón de olor dulce, pero un dulce muy agradable, eso que me recuerda al praliné, chocolate y caramelo. Se olía a distancia y era realmente espectacular para mi gusto. Al servirla me pareció que seguía esa tónica, pero menos dulce, con ese toque más a quemado de las stout, pero muy atenuado. Curiosamente al beber también me parecía oler algunas veces un poco de ese amargo lupulero muy propio de una cerveza estadounidense, aunque esto era una sensación.

La verdad que al probarla aluciné bastante. El sabor me pareció simplemente espectacular. Era como dulce achocolatado (creo que es, de las que he probado, la cerveza que más me recuerda al chocolate con diferencia, haciéndola una perfecta cerveza de postre), con ese toque como quemado que recuerda al café o al pan de molde integral, y que dejaba un regusto ligerísimamente amargo en los carrillos. Sabrosa como pocas, pero sin cansarme en ningún momento.

El postsabor me supo entre quemado y amargo, larguísimo, no se iba nunca de la boca, y me pareció tremendamente densa, esto tiene que tener cuerpo seguro. Del alcohol ni rastro (y eso que tiene unos alegres 9.5°) aunque me pasa mucho que la primera vez que bebo una cerve fuerte no lo noto y las siguientes si, así que no sé. Eso si, me puso a sudar como un condenado :-P.

Por cierto que me pareció muy curioso que al salir el gas de la garganta se me llenaba la boca y nariz de eso que me recuerda a pino y que tengo muy asociado con las cerves yanquis, y no me lo esperaba para nada en esta. Definitivamente los lúpulos de allí tiene algo de esto, seguro :-D!

Guau. Lo mejor que he probado entre las stout y sus subgeneros (imperial stout y foreign stout) y diría incluso que la mejor "oscura" que he probado. Me pareció simplemente perfecta (también es que este estilo me pirra). Una pena haberme traido sólo una, repetiría incontables veces. La compré en un super a eso de 4$.

5Jul/118

Great Divide Hercules Double IPA

Great_divide_hercules_double_i

Great Divide Hercules Double IPA - http://www.ratebeer.com/beer/great-divide-hercules-double-ipa/32751/

Tomada para celebrar el Día de la Independencia estadounidense (cualquier excusa es buena, y ésta fue idea del crack cervecil Lupuloadicto :-D). Servida en un vaso tulip (el adecuado para el estilo si no dispones de uno tipo snifter, como es mi caso 🙁 ), con un color naranja muy oscuro, pero sin llegar a tener notas rojas, o eso me pareció a trasluz. Al principio hizo muy buena espuma, de ésta que parece crujiente, y tenía pinta de duradera, pero con el movimiento del líquido al beber se fue disipando bastante.

El aroma que olí al acercarme el cuello a la nariz (dicho así, suena raro :-D) ya lo voy asociando poco a poco a las cervezas de USA, aunque en la primera que olí algo parecido fue en mi apreciada y bienamada Orval. Es ese olor muy lupulado, que al principio, sin saber qué era eso del lúpulo, lo tenía asociado a algo cítrico muy ácido pero con un toque fresco, no sabría decirlo mejor pero siempre me hace pensar en eso. En este caso, además de eso, me pareció que tenía ese olor a lo que yo identifico con caramelo, sobre todo en la copa (en la botella me pareció que predominaba lo otro). Apetecible 🙂 y lo mejor es que lo seguí notando todo el rato, en vez de perderlo al empezar a beber como me pasa muchas veces.

Al empezar a beber, me pareció fuertemente amarga en el primer trago, ese amargo potente que ya he visto en varias de las Flying Dog que he probado y que asocio (creo que acertadamente, pero nunca se sabe :-D) al lúpulo. Curiosamente, luego parece que se suavizaba y se bebía bastante bien. Tanto amargo parecía ocultar el sabor del mismo dulce acaramelado que noté en el aroma (o quizá es sugestión precisamente por el buen uso de la nariz al beber 😀 ). El caso es que a mitad de copa ese dulce se notaba un poco más, supongo que al acostumbrarse el paladar al amargo intenso del principio lo otro se dejó notar más. Muy curioso, porque en vez de cansar, esa potencia del principio se dejaba beber cada vez mejor.

Me pareció que el postsabor era un amargo largo, pero curiosamente, no era excesivamente fuerte, símplemente se queda en el paladar mucho rato. Me pareció que apenas se notaban los 10° de nada que tiene. Me pareció que tenía cierta densidad y llenaba un poco, no tanto como otras pero si más de lo que sugería el color y sabor. ¿Tendrá cuerpo :-D?

Aunque las IPAs me gustan bastante, no son mi estilo favorito (creo que todavía no estoy hecho para tanto amargo a cascoporro :-D), pero la verdad es que ésta entraba muy bien, me gustó cómo se hacía más fácil y apetecible de beber a cada trago, repetiría sin duda (tengo otras dos así que así lo haré :-D). Me costó 3.15€ de nada en El Cervecero.