Una cerveza al día… … mantiene al doctor en la lejanía

26Jun/152

’t Hofbrouwerijke Ceci n’est pas une Saison

t Hofbrouwerijke Ceci n est pas une Saison’t Hofbrouwerijke Ceci n’est pas une Saison - http://www.ratebeer.com/beer/t-hofbrouwerijke-ceci-nest-pas-une-saison/160299/

Viernes y sólo en casa, se terciaba subir al desván y bajarse alguna cosita cachonda. Me pareció el caso de esta belga de la micro ’t Hofbrouwerijke que compré hace más de año y medio ya y que, pese a lo que dice su nombre, es una saison 😀 .

Servida lucía muy bien, con un colorcito naranja claro, turbia y con una espuma jabonosa bastante maja.

Asomaba la nariz me gustó lo que vino, aunque estuviese un poco atenuado. Era un olor dulce que enseguida me hizo pensar en su homóloga de Fantôme, recuerdo que aquella vez lo identifiqué con una mezcla entre menta y fresas, y es que esta vez me vino a la cabeza exactamente lo mismo 😀 .

El sabor era otra cosa, aunque me gustó también: afrutada, me pareció bastante belga pero un punto lupulada, sobretodo al principio me dio esa impresión y me gustó. Tenía ese toque típico de las saison que es en lo que yo pienso por ahí cuando leo que una birra es terrosa, así como áspera, y que curiosamente también tienen muchas kellerbier alemanas.

La verdad es que me gustó, me pareció una muy buena saison, que olía muy curiosa y agradable y compensaba bien el dulce típico belga con una agradable pero controlada de amargor lupulero. Para repetir, aunque me da que no se encuentra fácilmente. Me costó unos muy decentes 5,69 EUR en el Bierkompass.

10Mar/156

Primátor Weizenbier

Primator WeizenbierPrimátor Weizenbier - http://www.ratebeer.com/beer/primator-weizenbier/36953/

Pues fue casualidad que lei esta entrada de Max y un par de días después, reorganizando las birras para hacer hueco, encontré la mencionada weisse, que todavía me quedaba del alijo de Michal, así que me dije "habrá que probarla" y como me contesté "tú mandas" la eché a la nevera 😆 .

Servida, esta cerveza de trigo checa lucía muy apetecible, naranja oscura, turbia y con levadura flotando, y una espuma cremosa de las de hacer copete, como me gusta a mi 🙂 .

Olía bastante dulce, muy tipo birra de trigo alemana, pero de las mezclan un rollo como tirando a chicle de fresa (al principio era algo que me hacía pensar en vainilla, ahora lo tengo más asociado a eso) con eso tipo miga de pan tan típico de una weisse bávara.

El sabor es peculiar, muy agradable, muy parecida al aroma al principio (panera y dulce afrutada) y dejando un regusto la mar de curioso que no sabría explicar bien, era como un poco cítrico o quizá tipo hierba, y se quedaba en toda la boca e forma peculiar. Diría que en ese regusto quería ser ácida, pero lo disimulaba la mar de bien (que esto tenga sentido o no es otro tema 😆 ), y quizá era la levadura, pues la que quedó en el culo de la botella parecía oler similar.

En cualquiera caso ese regusto la hacía más refrescante, adictiva si me apuras, a lo que contribuía su muy fina y picosa burbuja y sus moderados 5º, al menos de lo habitual comparada con las bávaras.

Pues estaba muy buena, quizá pelín dulce para mi, pero ese regustillo me gustó mucho, y la vi ideal para tomar a la solana como aperitivo. No sé lo que costaría, pero imagino que siendo checa y típica, bien poco 🙂 .

11Sep/140

Zillertal Weißbier Hell

Zillertal Weissbier HellZillertal Weißbier Hell - http://www.ratebeer.com/beer/zillertal-weissbier-hell/70095/

Tras la pertinente carrerita apetecía un trigo, y tenía a mano esta weisse austríaca de cuando estuvimos por esa preciosa zona.

Con un aspecto de lo más clásico, con ese color naranja tirando a oscurillo, turbia y con copete de espuma incluido 🙂 , el olor también lo era, y me resultó bastante agradable, quizá porque me llevase a aquellos tiempos en que una Franziskaner era todo lo que necesitaba para ser feliz cerveceramente 😀 en fin, ese olor dulce tan típico que anda entre plátano y chicle de fresa.

En sabor tampoco iba a la zaga, y lo que por alguna razón me había mentalizado en que iba a ser tirando a regulera terminó siendo una agradable sorpresa: era un trigo a la alemana de toda la vida, de las que andan más en la fruta que el pan, así como a plátano y chicle otra vez, que no desmerecía en absoluto.

Una burbuja muy picosa y unos moderados 5º terminaban de redondear un trago que al menos a mi me dejó más que satisfecho. Una buena weisse que, sin ser nada del otro jueves ni salirse de los cánones del estilo, me sorprendió para bien. Me costó 0.95€ en un getränkemarkt de la zona.

8Jun/144

Maredsous 6 Blonde

Maredsous 6 BlondeMaredsous 6 Blond - http://www.ratebeer.com/beer/maredsous-6-blond/2524/

Recuerdo que la Tripel de esta cervecera fue una de mis primeras cervezas en el blog, y aunque me gustó, no me había parado a probar el resto, quizá porque son relativamente fáciles de encontrar. Hoy empiezo a deshacer el entuerto con esta blonde.

Servida, es naranja totalmente turbia, y con una espuma pegajosa de la que dura una fina capa. Al acercar el hocico, me pareció que olía muy bien, aunque me recordó mucho a una weisse de las que son más afrutadas: pan y plátano maduro, aunque luego al calentarse se volvía más cítrica y con ese fina l a especias que a mi me recuerda un poco al jengibre.Maredsous 6 Blonde - details

Es curioso como el trago siguió el mismo camino: tipo trigo de las que recuerdan un poco a chicle de fresa, con los tragos se volvió algo más belga, con esos sabores que siempre me hacen pensar en piel de naranja o así, y con un final a algo que yo tengo asociado al jengibre (como ese que se sirve con el sushi) y que no me suele gustar mucho (aunque en esta era más discreto).

Me pareció quizá un pelín aguada, lo que la hacía refrescante y bebible, pero tiene 6º y para ese cometido hay birras que me gustan más. Aun así, me pareció una buena birra, sencilla pero eficaz, que no me importaría tener a mano. La compré en un L'Eclerc francés a unos 1.50€ , que no está nada mal para una birra belga.

31May/142

Cantillon Bruocsella 1900 Grand Cru

Cantillon Bruocsella 1900 Grand CruCantillon Bruocsella 1900 Grand Cru - http://www.ratebeer.com/beer/cantillon-bruocsella-1900-grand-cru/6075/

5_ffdaLa segunda y última cerveza para el 5º FFdA es esta belga de Cantillon, la cervecera de referencia en fermentación espontanea o lambic. Esta tiene la particularidad de ser lo que llaman una unblended: normalmente, se mezclan distintas añadas de lambic para producir una geuze, pero ésta es "cruda", sin mezclar.

Esta cerveza la debí comprar en el verano de 2012, y según la etiqueta se embotelló en enero de 2011, por lo que lleva 3 años y medio esperando su turno 😀 (eso sin contar los 3 años que pasa en el barril antes de embotellara), así que era la perfecta candidata para el FFdA (ya sabéis, ese "evento" virtual en el que unos cuantos nos abrimos las cervezas que llevan más tiempo al fondo de nuestro armario).

Servida, es entre rubia y naranja, un particular color bronce, transparente y sin nada de espuma por mucho que me esforzse en sacarla. Al corcho, por cierto, le costó salir, provocando un muy sonoro blup cuando por fin se dejó.Cantillon Bruocsella 1900 Grand Cru - details

El olor es impresionante, y sale de la botella con ganas al abrirla. Debe ser la lambic que más rica me ha olido hasta hoy! Y eso que no es muy enrevesada, ni siquiera me pareció particularmente ácida. Era un olor más bien tirando a dulce, al principio me pareció pura manzana, como una buena sidra, con un toque... no sé, como a flores o a lo mejor a fresas o albaricoque... no sé, era muy parecido al curioso olor de una buena geuze, pero más afrutado.  A ratos, para completar la jugada 😆 me parecía que olía un poquiño a madera.

El trago me sorprendió, ya que era totalmente opuesto: es una lambic y es ácida y no le importa mostrarlo 😀 . Pero es curioso, no tiene prácticamente burbuja, y la poca que tiene es mínima y flota en la copa en lugar de subir, picoteando ligeramente la garganta junto con la acidez al tragar. Será por el paso del tiempo, o es que las lambic "crudas" son así? Es raro y sorprende a cada trago.

Pasada la sorpresa estaba muy rica, me recordó mucho a un mosto o un zumo de manzana, y aunque ese rollo a grifo de metal clásico de las geuze no estaba 😆 si que tenía granero y establo y todo lo que quieras llamar a ese raro sabor que a algunos nos resulta tan adictivo y a otros tan infumable, y también me pareció que era tan cítrica como otras, haciendo que las mejillas se contrayesen a su paso, haciéndola de alguna forma refrescante y muy seca a la vez.

Al cabo de unos cuantos tragos no paraba de pensar en aquella maravillosa Setembre (y de hecho el aspecto también es parecido), que tiene todo lo bueno de una lambic sin ser tan rascona en lengua y garganta.

La verdad es que es toda una experiencia, una cerveza muy buena y diferente, si te gustan las geuze, las cervezas ácidas y demás no la dejes pasar, de verdad se siente como lo que es: una lambic cruda, sin mezclar ni azucarar. Lo malo es que es cara, así que se quedará como cerveza para ocasiones: esta la compré en su día en El Cervecero a 10.95€.